El circo de los muchachos. Vuelve la magia a Bemposta

el circo de los muchachos

En el Circo de los Muchachos tiene cabida toda aquella persona que desee aprender las artes circenses.

El circo de los muchachos vuelve a renacer con la puesta en marcha de un nuevo proyecto que pretende poner en valor el espíritu del padre Jesús Silva. Fundador de este singular estilo de vida.

Desde junio de este año, la Escuela Los Muchachos imparte clases de acrobacias, telas aéreas, cuerda floja, malabares, etc. Además de numerosos profesionales que quieren perfeccionar su técnica, la gran cúpula acoge a decenas de curiosos que se acercan para disfrutar de un rato agradable y con un poco de suerte observar alguna que otra puesta en escena.

Durante todos los fines de semana, la escuela impartirá clases estrictamente bajo cita previa, llamando al teléfono 631 01 37 47 o bien en el perfil de Instagram (pincha aquí)

El tour se realiza bajo una donación económica para ayudar a reconstruir poco a poco esta curiosa y pequeña “ciudad”

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de International Circus School (@ics_los_muchachos) el

 

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de International Circus School (@ics_los_muchachos) el

HISTORIA DEL CIRCO DE LOS MUCHACHOS

El Circo de los Muchachos fue la primera experiencia de escuela de circo en España. Fundado por el padre Jesús Silva Méndez, en la década de 1960, se instaló en una finca llamada «Benposta» (también conocida como «La ciudad de los muchachos»​), en el extrarradio de la ciudad de Orense, en la parroquia de Seixalbo. Se mantuvo activo hasta la primera década del 2000. Catalogada como experiencia de autogestión juvenil dentro de un marco legal estricto en la dictadura de Francisco Franco.

El modelo se replicó 7​ en diferentes proyectos juveniles, especialmente en América Latina, y marcó a varias generaciones de artistas. Entre ellos se pueden destacar varias sedes de Benposta por el mundo como Benposta Colombia (Bogotá, Villavicencio y Montería) 8​ fundada por José Luis Campo Rodicio 9​10​ y Benposta Venezuela (La Guaira, Sinamaica y Caracas).​

Benposta «La ciudad de los muchachos»

La finca recibió el nombre de «Benposta» para acoger la «Ciudad de los muchachos» debido a la organización y construcciones en forma de pequeña ciudad. Muchas de las edificaciones de la finca de Seixalbo fueron realizadas por el arquitecto Alberto Muñiz, fundador de la CEMU (Ciudad Escuela Muchachos).

Benposta fue fundada bajo una fuerte ideología católica. Aunque mucha gente considera que la «ciudad de los muchachos» se dedicaba a la caridad para los niños sin hogar, el padre Silva propugnaba que sus motivaciones reales eran crear una ‘comunidad educativa donde los niños fuesen los ciudadanos de un «mundo nuevo» basado en los principios católicos.

Escuela de “El circo de los muchachos”

Considerado la segunda escuela de circo del mundo tras la escuela de circo de Moscú.​ El circo fue pionero y describiría la hoja de ruta que después seguiría el famoso Circo del Sol en la performance de circo sin animales, aunque en su 30 aniversario incluyeron caballos en libertad montados por acróbatas.

Un ejemplo de las actividades que realizada el circo a principios de los años 1960, fue el proyecto de reciclaje llamado «TraPaBoCha», 20​21​ que consistía en reciclar trapos (de tela), papel, botellas y chatarra con el fin de financiar las actividades filantrópicas orientadas a la juventud.

El poliedro de Benposta

En la finca de Seixalbo se instaló un poliedro diseñado por el arquitecto Emilio Pérez Piñero, ​ perteneciente a la instalación Cinerama que fue utilizado como instalación permanente de la escuela de circo, además se utilizaba para realizar funciones semanales.

Sé la primera persona en comentar

Escribe una respuesta

Tu email no será publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.