5 formas de estimular los sentidos de tu bebé en el útero

5 formas de estimular los sentidos de tu bebé
Puntúa este artículo

Es durante el embarazo cuando el feto experimenta un mundo de sensaciones y responde a cada uno de los estímulos externos. Cada sentido (vista, oído, olfato, tacto…) se desarrolla a su propio ritmo por eso es de vital importancia su estimulación temprana. Aquí os dejamos 5 formas de estimular los sentidos de tu bebé en el útero.

Un crecimiento sano tras el nacimiento del bebé dependerá también de los estímulos a los que lo expones cuando aún está en el útero, pero sin duda, estos pequeños gestos van a afianzar vuestros vínculos y crearán una mayor conexión emocional muy importante en el buen desarrollo del feto.

TACTO

Es el primer sentido que se pone en funcionamiento. La primera señal de sensibilidad aparece en torno a las siete semanas en una zona muy concreta: alrededor de la boca.

Sin embargo, no hay evidencias concretas de que sientan las caricias en la barriga. Por eso, es tan importante ofrecer ese confort y el primer colo tan pronto como el bebé nazca. Transportarlo en un sling, o hacer contacto con piel con piel, es esencial para crear un vínculo emocional al bebé, la lactancia, el sueño y la “regulación psicológica” del bebé, que se siente seguro cerca de los suyos.

¿Siente el dolor?

Una investigación realizada en la Universidad de California, demostró que hasta el último trimestre de embarazo el feto no es capaz de percibir sensaciones dolorosas aunque realiza un movimiento reflejo ante un estímulo doloroso.

AUDICIÓN

A partir de las dieciséis semanas, la voz de la madre es la mayor de las compañías del bebé, que comienza a conseguir oírla y a los sonidos a los que ella está expuesta. Es como un tambor gigante que produce estruendos en el interior.

Los bebés son capaces de recordar palabras e historias que oyeron en el útero incluso después del nacimiento. La voz de la madre transmite mayor seguridad y los calma más que cualquier otra cosa. El feto es capaz de distinguir la voz de su madre entre la de otras mujeres: si se pone junto al abdomen una cinta grabada con la voz de mamá, su latido cardíaco aumenta, mientras que si la grabación es de otra mujer, no.

Es muy importantes que comiences a crear hábitos saludables y bonitos con tu bebé. Leer cuentos en voz alta, escuchar mùsica que te gusta aunque también es importante que el repertorio sea amplio para que conozca todo tipo de melodías. No te centres en un solo estilo musical.

Con respecto a la música, se recomienda no colocar los auriculares en el vientre ya que aumenta el riesgo de daños auditivos. Puede que para ti la música tenga un volumen adecuado, pero igual para el feto no lo es tanto.

PALADAR

Durante la sexta semana  la lengua ya es reconocible y una semana después sus papilas gustativas comienzan a formarse.

En el segundo mes ya tiene formada la boca y es capaz de abrirla y de tragar algo de líquido amniótico. A partir del tercer mes su sistema gustativo ya está activo y en torno al cuarto mes es capaz de distinguir diferentes sabores.

Estos sabores pueden contribuir a las preferencias y aversiones gustativas del bebé después del nacimiento: así, hacer una dieta equilibrada y variada durante el embarazo es fundamental para un desarrollo sano del bebé en el útero, pero también contribuye a que el niño tome decisiones más inteligentes en el futuro.

OLFATO

Es un sentido muy importante para la supervivencia del bebé. Gracias al olfato el niño encuentra el pecho materno después de nacer.

Algunas investigaciones hechas a recién nacidos demuestran que los bebés revelan preferencia por olores dulces, como el del calostro (la primera leche que la madre produce) y de vainilla, y la aversión a olores más intensos como detergentes y desinfectantes. Por eso, si estás embarazadas, es importante que otra persona realice, en la medida de lo posible, las tareas de casa.

Ojo! que no es lo mismo que ayudar 😛  Ya me entendéis….

VISTA

En torno a los 22 días de gestación en el embrión empiezan a hacerse evidentes unos pequeños surcos que poco a poco darán lugar a la estructura ocular. Son dos concavidades muy separadas que se van aproximando muy rápidamente.

El recién nacido es capaz de seguir el movimiento de una luz y ve bien a una distancia de 30-35 cm, la que media entre sus ojos y los de la madre cuando toma el pecho.

El desarrollo de los párpados es independiente del de los ojos. Hecho que se demuestra a la octava semana, cuando los párpados han crecido tanto que se han sellado, recubriendo los ojos, y a través de ellos solo se aprecia un pigmento negro: las retinas. El feto aún no ve, pero se sabe que sus ojos se mueven cuando duerme o cambia de posición.

Al sexto mes de embarazo, sus párpados empiezan a separarse y al séptimo ya los abre por completo, ya que en este momento el globo ocular ya tiene su estructura definitiva. En el octavo mes es sensible a la luz, lo que significa que sus pupilas se contraen o dilatan dependiendo de la intensidad lumínica, y también abre los ojos cuando está despierto y los cierra cuando está dormido (la mayor parte del tiempo).

Con el fin de promover un desarrollo visual sano, evite fumar y tratar de ingerir alimentos con mucha vitamina A, como filete de hígado, leche de vaca, mantequilla sin sal, huevos cocidos, zanahoria y espinacas cocidas.

Aunque la oscuridad del útero es un hecho ineludible, la luz del sol es lo suficientemente fuerte para penetrar la piel de la embarazada e iluminar el “rincón del bebé”. Por eso, no dude en dar algunos paseos y disfrutar de los días de buen tiempo con tu bebé.

 

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.