OPORTO MEJOR DESTINO EUROPEO 2017. Un día completo con niños

oporto mejor destino europeo 2017
Foto: urlaubstracker.de

Oporto ha sido proclamado recientemente como el “Mejor Destino Europeo 2017” tras competir con ciudades como París, Milán Londres, Madrid, Ámsterdam o Barcelona.

La ciudad de Oporto vuelve a reinar en lo que se refiere a destinos europeos, ya que con este es el tercer título que consigue, junto a los otorgados en los años 2012 y 2014 respectivamente.

La votación se dio a conocer en Bruselas, donde tiene su sede la institución turística European Best Destination. La ciudad lusa conseguía este año una cifra récord con más de 135.000 votos, casi triplicando el número de votaciones del año pasado por la localidad croata de Zadar.

No puedo estar más contento, ya que como sabéis soy un apasionade de esta ciudad. Nuestro homenaje nos traslada, en un pequeño viaje de un día, a la ciudad del Duero para que podamos disfrutar con los niños.

10:00h – SALIDA

Tras pelear con el desayuno (Edgar come las galletas, Edgar toma la leche), ducha y preparativos, emprendemos la ruta.

Atravesamos Valença por la N13 y un poquito antes de llegar a Caminha nos desviamos para coger la A28. Esta autovía funciona con el sistema de telepago por arcos detectores. Es necesario que validéis la matrícula en la primera gasolinera que os encontráis al cruzar el puente de Viana do Castelo.

11:00h – ESPOSENDE

Hacemos un alto en el camino para estirar las piernas, tomar la merienda mañanera y disfrutar del parque del Museo Marítimo con sus espectaculares vistas al estuario del río Cávado.

Muy cerquita del parque se encuentran las piscinas de agua salada Foz do Cavado. Esta es una muy buena opción para el verano y os habíamos hablado de ellas en este ENLACE.

12:00h – LEÇA DE PALMEIRA

Hacemos nuestra segunda parada, esta vez en el Centro Comercial Mar Shopping. Los niños podrán disfrutar a sus anchas en el centro LEGO FUN FACTORY con más de 600m2 de actividades gratuitas de LEGO.

Mientras ellos se divierten y hacemos tiempo para subir a la planta de restauración, nosotros podemos ir a comprar las bebidas y el postre al hipermercado Jumbo (es el Alcampo portugués).  Si lo hacéis de esta manera, os ahorraréis un dinerillo que os vendrá genial para otras actividades en la ciudad.

Comer en Portugal suele ser muy barato y siempre que vamos es obligatoria la visita al Brasa Rio. Por apenas 6€ comemos un buen plato de picanha, arroz, frijoles, patatas, farofa y plátano frito. (somos muy raritos a la hora de comer, así que le quitamos la mitad de ingredientes y que nos pongan más del resto jijiji)

Lo bueno es que podéis coger la comida en cualquier restaurante y reuniros en cualquier mesa, así no hay peleas.

Después de comer y bien tempranito, así a pelo, sin siesta y sin ná! nos desplazamos hasta Leça de Palmeira, más concretamente a la Avenida Liberdade. Poco a poco iréis notando el fuerte el olor a gasolina de la refinería Petrogal. Al frente, el impresionante FAROL DE LEÇA, el segundo faro más alto de Portugal.

Os recomiendo que paréis un ratito en el Mirador de Boa Nova y os hagáis unos cuantos selfies familiares.

Si seguimos por la misma avenida, dirección Matosinhos, llegamos a las Piscinas das Marés. Siiiiiii las famosas piscinas aunque un poquito caras para mi gusto. Tenéis más información en este ENLACE.

Continuamos por la costa hacia el puerto Leixôes para cruzar por el puente levadizo. Si tenéis mucha pero que mucha suerte os lo encontraréis levantado a vuestro paso y los niños alucinarán.

15:30 – MATOSINHOS

Atravesamos la playa de Matosinhos por la Avenida Norton de Matos, hasta llegar a la famosa rotonda de la Anémona situada próxima al Edificio Transparente, en el que se encuentran varias terrazas y escuelas de surf. La foto de la casa abandonada, hoy día es una discoteca de moda llamada Kasa da Praia. Al fondo, el Forte de São Francisco Xavier do Queijo, más conocido como Castelo do Queijo.

16:00 – OPORTO NORTE

Tras atravesar la costa de Matosinhos (bueno costa, costa…), llegamos a Oporto.

Aquí tenemos diferentes alternativas para los niños, como disfrutar del SEA LIFE PORTO, o pasear por los jardines del Parque da Cidade, el auténtico pulmón de la ciudad con más de 80 hectáreas de zona verde, es de estilo naturalista e intenta reproducir un paisaje rural.

En la parte norte del parque, se encuentra el Pavilhão da Água. El pabellón, tras su paso por la Expo 98 de Lisboa y haber sido uno de los edificios más visitados, fue ofrecido a Oporto en el año 2002. En su interior hay una exposición donde los niños y los adultos pueden aprender mucho sobre el valor del agua. (El pabellón se encuentra en reformas hasta Octubre de 2017)

Continuamos nuestra ruta por la costa, dejando atrás la Praia da Luz hasta llegar a la Fortaleza de Sâo Joâo de Foz. Aquí es muy típico parar en alguno de los puestos de castañas que están al borde de la carretera y observar el Farol de Felgueiras. Si hay mar de fondo y fuerte oleaje, podréis disfrutar de un auténtico espectáculo.

 

16:00 – OPORTO CENTRO

Hora de merendar y para eso no hay nada mejor que disfrutar de las vistas de Oporto, desde el jardín botánico del Palacio de Cristal.

Abierto en 1860 y con 9 hectáreas, es un auténtico pulmón verde en pleno centro de la ciudad cargado de fuentes, rosaledas, plantas aromáticas, lagos, patos y pavos reales sueltos por los jardines. No os olvidéis de llevar pan. También hay un pequeño parque infantil con unas papeleras muy molonas.

19:30 – VILA NOVA DE GAIA 

Nuestra última parada nos lleva al atardecer de Vila Nova de Gaia. La hermana pequeña de Oporto pero que nada tiene que envidiar.

Si tenéis suerte podréis aparcar en la larga avenida y disfrutar del paseo por la ribera de río o bien subir en el Teleférico (algo carillo, eso sí)

Antes de abandonar la ciudad, siempre hago una última parada obligatoria en la Iglesia da Serra do Pilar. Desde allí arriba disfrutaréis de las mejores vistas panorámicas de la ciudad y podréis sacaros un montón de fotos chulas y si no tenéis vértigo, alguna que otra en lo alto del Puente Don Luis I.

20:30 – VUELTA

Hora de volver a casa, aunque si os encontráis con fuerzas, siempre podéis hacer una última parada para cenar en el Centro Comercial Norte Shopping y reponer fuerzas para el viaje de vuelta. Seguro que los niños se quedarán dormiditos en el coche. 🙂

 

 

 

 

 

 

​​

 

 

1 Comment

Escribe tu comentario

Tu dirección de correo no será publicada.


*